filename

En 1917 la guerra se transformó en revolución. Primero democrático burguesa y después en octubre, socialista.

La primera revolución no resolvía tres puntos básicos: paz, pan y tierra para los campesinos. Había caído la monarquía absoluta pero no se contemplaban las tres demandas principales del pueblo ruso. Por eso se produjo la revolución de octubre que derribó al gobierno de Kerensky y el poder pasó a los soviets de obreros y soldados, conducidos por los bolcheviques.

El nuevo gobierno presidido por Lenin firmó la paz con Alemania, pero antes, entre las medidas económicas, hizo una reforma agraria donde básicamente les dio la tierra a los campesinos pobres, que eran la inmensa mayoría en Rusia. Lenin aplicó el programa de los socialistas revolucionarios, consolidando la alianza obrera-campesina que permitió el triunfo en la guerra civil contra los contrarrevolucionarios y las 14 potencias extranjeras. Donde se aplicó el llamado comunismo de guerra, que después del triunfo, generó descontento en los campesinos.

Lenin propone la NEP -Nueva Política Económica- como salida a la crisis económica. ¿Cuál era la otra alternativa? Después de ardua discusión triunfan las ideas de Lenin y en 1921 empieza la NEP que sustituye el comunismo de guerra, por un impuesto en especie y los excedentes agrícolas pasan a venderse libremente en el mercado. Se autoriza el comercio de productos industriales y se restablece junto al área socializada una zona de economía capitalista que incluye la producción agrícola, la pequeña industria y el pequeño comercio, mientras el sector socialista incluye la industria pesada, el comercio exterior, transporte y comunicaciones y la banca; mientras en comercio interior en lo fundamental sigue en manos estatales.

El sector socialista de la economía tiene a su favor el poder de los soviets.

Lenin en su informe al XI Congreso del PC (b) R  el 27 de marzo de 1922 a un año de la NEP plantea tres puntos básicos:

1º- Que la NEP logre en la práctica una ligazón con la economía campesina. “Estamos edificando nuestra economía con los campesinos. Debemos rehacerla de continúo y construirla de manera que sea una ligazón entre nuestra labor socialista en la gran industria, y en la economía agrícola y la labor en la que está atareado cada campesino y que realiza como puede, saliendo de la miseria como sabe, sin filosofar (porque ¿qué puede filosofar él para salir y salvarse del peligro directo de morir en medio de las torturas del hambre?)”

2º- “La segunda enseñanza, más particular, es el control, por medio de la emulación, de las empresas estatales y capitalistas. En nuestro país se crean ahora sociedades mixtas (…) las cuales, lo mismo que todo nuestro comercio estatal y toda nuestra nueva política económica, son la aplicación por nosotros, los comunistas, de procedimientos comerciales, de procedimientos capitalistas. (…)…una emulación práctica entre los procedimientos capitalistas y nuestros procedimientos.

(…) Es necesario un control verdadero. A nuestro lado actúa el capitalista, actúa saqueando, recoge ganancias, pero sabe hacer las cosas. ¿Y vosotros? (…) ¿Sabéis hacer las cosas?”

Lenin concluye autocríticamente la primera enseñanza de que: “Nosotros no sabemos administrar la economía.”

Luego sentencia: “O salimos airosos de esta prueba de la emulación con el capital privado o será el fracaso completo. Para salir bien de esta prueba tenemos el poder político (…) tenemos todo lo que quieran, menos capacitación.”

3º- “La tercera enseñanza – enseñanza complementaria- está relacionada con el problema del capitalismo de Estado.

(…)

En cuanto al capitalismo de Estado, nuestra prensa y, en general, nuestro Partido cometen el error de caer  en el intelectualismo, en el liberalismo: alambicamos sobre cómo se debe comprender el capitalismo de Estado, y hojeamos libros viejos. Y allí se trata de algo muy distinto: se describe el capitalismo de Estado que existe bajo el capitalismo, pero no hay ni un solo libro en el que se escriba del capitalismo de Estado que existe bajo el comunismo. Ni siquiera a Marx se le ocurrió decir una sola palabra de esto y murió sin dejar ni una cita precisa ni indicaciones irrefutables. Por eso tenemos que salir adelante solos.”

Deng Xioping estuvo con 22 años estudiando en la URSS 11 meses, mientras se aplicaba la NEP. Seguro que sacó enseñanzas de la misma. La seguimos en otra nota para tratar de seguirle el rastro al socialismo con particularidades chinas. Y poder contestar la pregunta de ¿socialismo o capitalismo?

Autor: Prof. Gonzalo Alsina

Compartir

Comentarios